Con brazalete, Emilio Lozoya es captado en restaurante de CDMX

Anuncios

El exdirector de Petróleos Mexicanos (Pemex), Emilio Lozoya Austin, sigue su proceso por el delito de operaciones con recursos de procedencia ilícita en libertad y disfrutando de una cena en el restaurante chino Hunan de Paseo de la Reforma, en la colonia Lomas de Reforma de la Ciudad de México.

Anuncios

De acuerdo con las fotografías publicadas por la periodista Lourdes Mendoza, el exfuncionario del sexenio de Enrique Peña Nieto, cenó en el restaurante del dueño de Grupo Hunan, Pepe Cuaik, en compañía de otras cuatro personas.

Anuncios

EL CASO LOZOYA 

El 28 de julio de 2020, el exfuncionario fue vinculado a proceso por el delito de operaciones con recursos de procedencia ilícita y le fue retirado su pasaporte –ya en el pasado se fugó–, y de esta manera dio formalmente inicio a un juicio histórico que se extiende sobre una parte importante de la clase política.

Lozoya Austin seguirá su proceso penal en libertad, al menos por esa causa. El Juez ordenó que se le colocara un brazalete para no mantenerlo en la cárcel, pero la misma Fiscalía General de la República (FGR) no solicitó prisión preventiva.

Ya que la Fiscalía General de la República no solicitó la prisión preventiva para Lozoya, el Juez determinó que sea vigilado mediante un brazalete electrónico y que se presente ante la justicia dos veces al mes.

Por lo tanto, el que fuera director de Pemex entre 2012 y 2016 afrontará en libertad la acusación de haber participado en la compra irregular de una planta de fertilizantes inservible en 2013 tras recibir un soborno con el que adquirió una casa.

La audiencia de vinculación a proceso por la causa penal 211/2019 inició a las 9:35 horas de ese 28 de julio en el Centro de Justicia Penal Federal que se localiza en el Reclusorio Norte, en la Ciudad de México. El exfuncionario no estuvo presente físicamente en el centro penitenciario y siguió la audiencia por videoconferencia en el hospital Ángeles del Pedregal por su estado de salud.

Después de un receso, en la segunda parte de la audiencia inicial, Lozoya Austin afirmó que un aparato de poder lo usó y que denunciará a las personas y los cargos que ocupaban.

El exdirector de Pemex dijo mediante sus abogados que había sido “utilizado” por un “aparato organizado del poder” durante los presuntos hechos de corrupción en su periodo al frente de la compañía, que transcurrió de 2012 a 2016.

Lozoya no identificó al grupo, pero sus palabras parecieron insinuar que está listo para contarlo todo sobre los principales funcionarios del Gobierno del expresidente Enrique Peña Nieto. La audiencia no estuvo abierta al público.

De acuerdo con la transcripción ofrecida por el Consejo de la Judicatura Federal (CJF), ya que la prensa no pudo estar en la audiencia por la COVID-19, los abogados de Lozoya dijeron que no argumentarían contra la solicitud de la Fiscalía al Juez en torno a que Lozoya sea detenido para ser juzgado por cargos de lavado de dinero.

Lozoya ha acordado cooperar con los fiscales y actuará como testigo protegido a cambio de posibles reducciones de sentencia o una eliminación de los cargos.

Anuncios
unnamedPor la Redacción,
con información de Agencias.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s